La abstinencia sexual puede ocasionar múltiples problemas

La sexualidad es algo completamente normal y natural en las personas, que no depende exclusivamente de un interés, literalmente se trata de una necesidad biológica que tanto la mente como el cuerpo evolucionaron poniendolaa como aspecto muy importante en el ciclo de vida de cada individuo. 

Y es una necesidad tan fuertemente arraigada a nuestro cuerpo y a nuestra mente, que cuando no se realiza, estando en una edad sexualmente activa, e independientemente de si es un período corto o largo de tiempo, van a aparecer molestias y problemas de distinta índole. 

Esta abstinencia se puede dar voluntaria o involuntariamente, en el caso voluntario las personas deciden por algún motivo no prácticas sexo, aunque siempre terminan fallando en su intento, y de manera involuntaria en personas que por aislamiento o la no capacidad propia de hacerlo, se ven sometidos a extensos períodos. 

Cuando hablamos de abstinencia no nos referimos únicamente al acto del coito, ya que la masturbación también desempeña la función sexual del orgasmo, por lo tanto lo más lógico sería pensar que si no puedes tener una relación con penetración la solución obvia es masturbase, pero no es así de simple. 

A muchas personas, principalmente mujeres, no les gusta la masturbación, y a algunos hombres tampoco, por lo que pueden llegar a vivir extensos períodos de abstinencia de meses o incluso años. 

Los problemas de la abstinencia 

Cómo dijimos anteriormente, la sexualidad es un proceso tanto físico como mental, por lo tanto los problemas que pueden llegar con la abstinencia, se pueden manifestar igualmente de ambas maneras, física y mentalmente, a continuación hablamos de los más comunes. 

Irritabilidad y mal humor: este síntoma que suele ser de los más extendidos, se da en períodos cortos y largos de abstinencia, incluso con sólo un par de días puede aparecer, y la mayoría de veces las personas no lo asocian por lo que dar manejo puede resultar confuso. 

Estrés o depresión: Muchas personas no sienten mal humor, pero por el contrario experimentan cambios bastantes fuertes en el estado de ánimo, como puede ser una sensación de ansiedad y estrés o el extremo contrario y experimentar aburrimiento y depresión, en muchos de estos casos hace falta un análisis psicológico hacia para identificar la causa. 

Dolores físicos: Es menos frecuente y se da en casos muy prolongados de abstinencia, pero se ha logrado identificar que los dolores físicos son también una posibilidad, siendo lo más común el dolor de cabeza y migraña, pero también dolores neuropaticos en los brazos, piernas y espalda.

Beneficios de la sexualidad 

En contraparte a los perjuicios de la abstinencia, mantener relaciones sexuales de manera periódica tiene múltiples beneficios que ayudan a las personas, física y emocionalmente. 

El principal y más claro beneficio que trae el sexo es el más obvio también, y se relaciona con el estado de ánimo, el sexo hace que las personas tengan buena actitud y estén de buen ánimo, por lo tanto es un fuerte estimulante del bienestar psicológico de las personas. 

Entre otros beneficios que podemos mencionar se encuentran los relacionados con la circulación, y es que el sexo se puede contabilizar como un ejercicio aerobico, en el cual se queman calorías y su intensidad mejora la circulación también.

Otros beneficios son la producción de colágeno, se ha demostrado que la piel se fortalece y se previene la aparición de arrugas, en parte por las hormonas liberadas más que por el sexo en sí mismo.

También mejora el sueño, da más energía durante el día, estimula la quema de calorías y mejora el estado físico, por todo lo anterior recuerda que debes retomar el hábito de la vida sexual, aparte de delicioso le conviene a tu salud. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.