Guía para hombres, ¿Cómo ser mejor en la cama?

Los hombres al igual que las mujeres somos seres sexuales, y es un factor muy importante de la vida de cualquier individuo por lo tanto querer mejorar en la sexualidad es algo totalmente normal, además de ser algo muy válido ya que una mala sexualidad puede ser motivo suficiente para generar distanciamiento con la pareja 

Mejorar en la cama es un proceso que comienza antes de estar en la misma cama, es decir, el principal problema es que muchos hombres piensan que ser bueno en la cama es literalmente moverse más y por más tiempo en el momento del coito, y no hay nada más lejos de la realidad, si bien es muy importante lo cierto es que en términos generales la definición de ser bueno, comienza desde antes. 

 Contrario a lo que se puede imaginar, a las mujeres les gustan los hombres que transmiten sexualidad, aunque de una manera sutil claro está, no confundir con vulgaridad o atrevimiento, a las mujeres no les gusta un hombre que dice o muestra actitudes vulgares, ellas perciben la fuerza sexual con detalles más sutiles, como una mirada diciente, un roce firme en la cintura, la cercanía de los cuerpos, etc. 

En otras palabras, para ser bueno en la cama el primer paso es ser capaz de calentar a la mujer antes de estar en la habitación, dejarle claro que tienes mucha fuerza sexual y lograr que ella te desee y quiera meterse en la cama contigo sin pensarlo dos veces, si logras esto, para ella serás todo un semental en la intimidad. 

Algunos tips para mejorar en la cama

Creerse bueno: Lo primero, está en la mente, debes llenarte de seguridad y creer que puedes ser muy bueno en la cama y que tienes todas las habilidades necesarias, recuerda que gran parte del sexo y de su placer y disfrute radica en la seguridad que transmites y que tienes, tener una buena imagen de si mismo ayuda mucho. 

Ser realista: No cometas el error de creer que debes ser como un actor de películas para adultos, el mundo real funciona diferente, se debe reconocer lo que está al alcance y lo que no, teniendo esto claro te debes enfocar en hacer bien lo que está dentro de esas posibilidades reales. 

Dialogar con la pareja: Hablar con la pareja es siempre la parte más importante para todo, y en la intimidad no es la excepción, mediante la comunicación se puede descubrir lo que a ella le gusta, ya sea que busque algo romántico  o que quiera que le hables sucio, eso lo puedes descubrir mediante el diálogo. 

Los juegos previos: Son la antesala perfecta para un buen encuentro sexual, por desgracia, son muchos los hombres que no le dan la importancia necesaria, y la verdad es que las mujeres pueden  llegar a disfrutar mucho más con los juegos previos que incluso con el mismo coito. 

Utilizar juguetes: Los juguetes son una excelente manera de potenciar el encuentro sexual al máximo, ya sean lubricantes, vibradores, lencería erotica, o cualquier elemento que se pueda incorporar en la habitación, serán una ayuda que aporta mucho morbo y placer. 

Disfruta a la mujer: A veces los hombres no se concentran al máximo en la mujer con la que están en la cama, y empiezan a desear o comparar con otra de mejor cuerpo o algo similar, y por ese motivo no se entregan al máximo y solo buscan darse placer ellos mismos sin pensar en la mujer, esta falta de concentración da como resultado un sexo de mala calidad que generalmente es rápido y poco placentero. 

Después del sexo: Abrazar y hablar con la pareja después del sexo es importante, para demostrar afecto y también para interiorizar el momento y aprender de él, de esta forma se puede ir mejorando paulatinamente en base a las cosas que los dos identifiquen. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.